La familia Potato, estanterías que os llevarán a la infancia


Quizás será por sus formas simples. O por que están hechas de madera, un material de siempre, puro y esencial. O quizás porque sus formas recuerdan al famoso muñeco de nuestra infancia, que tenía varios ojos, narices y bocas intercambiables para crear un montón de caras diferentes. El caso es que el diseñador holandés de estas estanterías de madera decidió bautizarlas con el nombre de Potato.

Para él, jugar con Mister Potato supone uno de los primeros momentos en los que un niño experimenta un proceso creativo. Y precisamente en esa imaginación y creatividad de la infancia se inspiró Floris Wubben para diseñar estas peculiares estanterías.

Para poner donde uno quiera


Fruto de la colaboración entre el estudio Floris Wubben y el artista Bauke Fokkema, las estanterías Potato están realizadas a partir de piezas de madera, un material natural con grandes posibilidades creativas. Eligieron la madera de abeto, y combinaron este material con el acero inoxidable pulido de las patas.

El resultado es una colección muy imaginativa que, además, hace gala de una gran versatilidad, y que puede adaptarse a cualquier espacio. No necesariamente está destinada a habitaciones infantiles, aunque bien podría mostrarse allí. Estas piezas quedan perfectas en cualquier estancia, mientras el ambiente sea contemporáneo y actual. Como, por ejemplo, en un salón minimalista.

La familia consta de cuatro miembros: Father Potato, Mather Potato, Twin Potato y Little Potato, en función de su tamaño, aunque en algunos casos varía también la estructura. De esta forma, resulta fácil encontrar la pieza adecuada para cada necesidad.

Decorativos, pero también prácticos


En el estudio de Floris Wubben están muy preocupados por que sus diseños sean algo más que simples formas escultóricas, sino que tratan de que, además, sean funcionales.

Igualmente, intentan dotar a los materiales de siempre de nuevas perspectivas, mediante la combinación con otros materiales. En el caso de la Familia Potato, la madera de los estantes se ha puesto en sintonía con el acero inoxidable de las patas, en un diálogo que resulta todo un éxito.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *