Muebles de oficina con personalidad

glitch desk
Glitch Lab es el nombre de lo último del diseñador sudafricano afincado en Barcelona, Ryan Frank: una colección de mobiliario de oficina muy personal y característica. Los objetos que la componen no pasan desapercibidos, y en su llamativa apariencia se adivina la firma del diseñador.

Entre los pilares básicos que apuntalan estos diseños, destacan la funcionalidad y la sostenibilidad; dos conceptos importantes que se han observado durante todo el proceso de creación de estos peculiares muebles.

Piezas de colección


El escritorio, Glitch Desk, está compuesto por una estructura de hierro, muy sólida y robusta, sobre la que se asienta la suave y agradable superficie de trabajo realizada en bambú. El diseño se prolonga con una especie de colgador multiuso, que resulta muy práctico, ya que de él se pueden colgar diversos objetos que conviene tener a mano, y que de otra forma restarían espacio a la mesa de trabajo.

Otro elemento que ayuda a mantener el orden y libera el espacio de la mesa es el tablero de corcho instalado en el frontal, en el que se pueden colgar y exponer papeles y documentos con una simple chincheta.

La colección incluye una amplia estantería, Glitch Shelf, en la que podrás guardar y clasificar todo tipo de objetos. Y si alguno no te cabe o no puedes colocarlo en los estantes, el mueble incorpora ganchos para que puedas colgar todas esas cosas. ¿Es práctica o no?

Los materiales

glitch desk 2
Los muebles de oficina de la colección Glitch Lab, al igual que ocurre con todas las piezas diseñadas por Ryan Frank, están creados teniendo en cuenta su desmontaje y separación de materiales. Así se fabrican sin ningún tipo de adhesivo, tan solo se emplean tornillos, utilizando materiales de calidad.

En la fabricación del escritorio y la estantería se han empleado materiales renovables como el bambú y el corcho. El bambú es una planta flexible y ligera, pero también robusta que, además, crece muy rápido y es fácil de repoblar. El corcho procede de alcornocales españoles y es igualmente sostenible.

Con estos materiales, el resultado son piezas de calidad, respetuosas con el medioambiente y que te ayudan a poner un toque personal en tu rincón de trabajo o estudio.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *