Butaca Gilbert, racionalismo puro
No pasan los años ni las modas por este tipo de diseños. La firma catalana CasaDesús nos acaba de presentar la colección Gilbert, formada por butacas de distintos tipos y con diferentes acabados y colores cuya máxima ambición es adaptarse a cualquier ambiente y decoración. De estética rectilínea y elegante, influenciada por algunos iconos del diseño de los años 40 y 50, esta colección ha sido diseñada por Jaime Casadesús y se caracteriza por sus múltiples posibiliades, combinaciones y versatilidad.

Habrá quien piense que es una línea para oficinas o lugares de trabajo, pero nada más lejos de la realidad. Las butacas de la serie Gilbert quedan preciosas también en salones y dormitorios, y además resultan muy confortables y resistentes.

Cada modelo ha sido elaborado en hierro niquelado, que para conservar su estética brillante y cromada ha sido satinado y barnizado con medios de última tecnología. Este aspecto frío y reluciente hace un contraste fantástico con los tapizados, mullidos y confortables y revestidos de telas y pieles de la máxima suavidad y calidad. Los asientos están realizados en espuma de poliuretano con densidad variable dependiendo del modelo y el usuario: la espuma está recubiera de fibra de poliéster hueca y siliconada, para aportar mayor resistencia y confortabilidad.

Butaca Gilbert, racionalismo puro
Las butacas Gilbert se presentan en dos versiones: con tapizado liso o capitoné. La estructura interna del diseño está realizada en madera de haya maciza, tan resistente como estable, con un sistema clásico de suspensión a base de cinchas elásticas que se adaptan al cuerpo para aportar comodidad. Una butaca Gilbert es una buena inversión para pasar muchos años disfrutando de su elegante silueta, su comodidad y su estilo intemporal. Puedes ver más modelos en la web de Casadesús.